Semana 50 / 14 de Diciembre de 2017
ROSSANA REGUILLO

“Antropóloga Militante”. Miembro de la Academia Mexicana de Ciencias. El  estudio de los jóvenes, la ha llevado a especializarse en la investigación de la ciudad como espacio social, la construcción social del miedo y las interrelaciones entre la comunicación, cultura, política, “pospolítica” y “tecnopolítica”, desde una “nacionalidad” y “ocupación” de tiempo completo: Mexicana.

 

Referirse a Rossana Reguillo, remite a una dualidad. Por un lado, su labor de investigación, que actualmente la coloca como uno de los científicos sociales más prominentes de América Latina, de proyección internacional, y por el otro, su trabajo en la calle y desde las calles, como militante activa de una causa primigenia: las y los jóvenes, desde donde ha roto los cánones que supone la ortodoxia científica y académica.

“En la calle otra vez. Las bandas juveniles. Identidad Urbana y usos de la comunicación”, su primer libro -de siete en total de su autoría y un número similar en coautoría- en el que plasma su investigación sobre jóvenes y grafittis en la Zona Metropolitana de Guadalajara, fue la plataforma desde la que despegó a finales de los ochenta, para incursionar en el campo científico con un estilo único que concibe la metodología, como una pasión por la acción y “solvencia empírica”.

En tres décadas de trayectoria, el rigor de Reguillo le ha valido un asiento permanente en la Academia Mexicana de Ciencias desde el 2002 y alcanzar el más alto nivel (SNI III) dentro del Sistema Nacional de Investigadores del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología de México. 

Como académica, el trabajo de Reguillo alrededor de las y los jóvenes, incluye un análisis crítico de las condiciones de incertidumbre y precariedad que acarrea el capitalismo tardío, donde plantea que las ciencias sociales y las instituciones en general, han sido rebasadas en el ofrecimiento de respuestas a las necesidades básicas de las juventudes –mexicanas y latinoamericanas-, en un siglo turbulento y cambio de civilización.

Para Rossana Reguillo la teoría debe acompañarse de un empirismo al servicio de un objeto de estudio al que debe impactar y ayudar a dar sentido y transformar en y desde la realidad urbana, como la virtual. Derivado de este particular trabajo de campo, es uno de los pocos científicos sociales que al ocuparse en el presente de las problemáticas actuales de las juventudes en el nuevo milenio, contribuye con nuevos conceptos al campo científico social como: “para-legalidad”, “narcomáquina”, “desencanto activo” y “tecnopolítica”, entre otros.

Para ella entonces, las causas de los jóvenes han sido las suyas no sólo en más de una decena de libros y más de cien artículos y ensayos, sino en una labor permanente en las comunidades reales y virtuales. Por esa razón, en los años recientes, desde su labor como académica del ITESO, ha viajado a los puntos neurálgicos de la República Mexicana en conflicto –como Ciudad Juárez o Tijuana- a buscar analizar e interpretar las violencias que han cobrado la vida de miles de jóvenes y otros miles desaparecidos. 

Simultáneamente, ha participado activamente en organización de marchas y performance contra la violencia en Guadalajara, o se ha sumado a otras en solidaridad con movimientos juveniles de indignación social que surgen desde las redes sociales y llegan a las calles.

Es una “feisbuquera” activa y “tuitera” frecuente, desde donde recientemente recibió amenazas directas a su vida e integridad física, por lo que presentó una denuncia formal. En su apoyo circula un documento que han  firmado casi mil académicos y científicos de México, Latinoamérica, España y Norteamérica.  

Profesora de décadas de generaciones en el Departamento de Estudios Socioculturales  del ITESO; profesora invitada a conferencias y seminarios lo mismo en las Universidades de Stanford o Nueva York; la Cátedra Unesco en la Universidad Autónoma de Barcelona; o la Javeriana, en Bogotá, Colombia; Bolivia, Brasil, Argentina, Venezuela, Puerto Rico. La energía de Rossana abarca el territorio mexicano a lo largo y ancho, el continente americano y el espacio iberoamericano, donde sus pares de renombre mundial le reconocen y la toman hoy como referente especial del acontecer social juvenil en México y AL.  

Desde el año 2000 participa en el diseño de las Encuestas Nacionales de Juventud, así como en evaluación de proyectos del CONACYT. Es miembro de jurados internacionales y de los consejos editoriales de las principales revistas especializadas en Comunicación en América Latina.

Ha recibido, entre otros, el premio a la Mejor Investigación en Antropología Social Fray Bernardino de Sahagún, por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (México) en 1995 y al año siguiente el Premio Iberoamericano de Investigación Municipal y Regional, en España. Es también  miembro consultivo para América Latina del Consejo de Investigación en Ciencia Social (EE.UU).

Quienes han tenido la oportunidad de estar en contacto con su palabra, su mirada o su abrazo, constatan en carne propia que en la documentación del miedo, horror, de las incertidumbres y desencantos activos juveniles, narrados con rigor, uñas y dientes, su pesimismo y preocupación, contrastan con una vitalidad fuera de serie en su ocupación, que quizás sea su escudo contra la amenaza de la muerte y parece gritar: ¡Viva la Vida! 

Entrevista a Manos Libres.

 

-¿Jalisco?

 Violencia y desaparecidos.

-¿México?

 Dolor.

 -¿Principal riqueza de este país?

 Sus jóvenes.

-¿Principal problema de este país?

 Los políticos y partidos.

-¿Poder?

Ciudadanos actuando a tiempo completo.

¿Cuál es tu principal cualidad?

Negarme a pensar que tengo cualidades. 

-¿Una frase?

“Pesimismo de la razón, optimismo de la voluntad”, de Gramsci

-¿Si fueras un animal cuál serías y por qué?

 Un perro, por su lealtad.

- ¿Blanco o Negro?

 Negro.

- ¿Guerra y Paz o Crimen y Castigo?

 Crimen y Castigo.

- ¿Una comida?

 Tacos al pastor. 

-¿Una bebida?

 Whisky.

-¿Una canción?

 Casi cualquiera de Calamaro.

- Tres personajes para tomar un café...

 Juan Villoro, Alesandro Baricco, Rosario Castellanos.

- Tres personajes para tomar un trago…

Julian Assange, Susan Sontag, Malcom X.

- Película reciente que hayas visto...

Birdman. 

-¿Libro que estás leyendo ahora?

 “Adictas a la Insurgencia”, de Celia del Palacio.

-¿Un lugar en el mundo?

 Nueva York.

-¿Qué no cambiarías por nada?

 Mi nieta.

-¿Qué cambiarías ya?

 Mi adicción al cigarro.

-¿Sueño recurrente?

 Un mundo donde quepan muchos mundos.

 

Comentarios
La Resistencia de "El Barrio"